1 de julio de 2022

“Yo tengo mi alma partida”: madre de niño gravemente herido en accidente vehicular pide justicia

El conductor quedó en libertad con arresto domiciliario nocturno. La madre de Matías pide justicia y convoca a una marcha este sábado por lo que pide ayuda a la comunidad.

A Claudia Culun, una corazonada y la voz de su hijo que creyó escuchar, la alertó que algo no estaba bien, pues ya había pasado la hora en la que el menor debía llegar a su casa, después de estar con su padre. Es así, tras una llamada a la abuela paterna del niño, que se entera que Matías se había accidentado junto a su papá y dos personas más.

 “Nosotros llegamos al tiro (…) mi hijo estaba recién en la ambulancia, me subí y no vi a nadie más”, recuerda Claudia de ese angustiante momento. 

Se trata del accidente ocurrido en la noche del lunes 27 de junio, en Avenida Martínez de Aldunate con calle Santa Juana, cuando un conductor ebrio y bajo los efectos de las drogas, según se informó en el control de detención, quien iba junto a su acompañante, chocó al auto en donde iba Matías, otra menor, el papá y su pareja.

 El mayor perjudicado de este accidente, fue Matías, quien con cinco años de edad, debió ser intervenido de urgencia en el Hospital Clínico de Magallanes, ya que su intestino delgado estaba perforado y tenía también daños en el grueso.

 “Tengo mucha impotencia porque mi hijo fue más condenado que la persona que causó el accidente. Seguimos en el hospital (…) Mi hijo está tomando recién 10 gotas de agua de 10 ml, comenzará a comer papilla, le costó hacer sus necesidades, esta con sonda para hacer pipí (…)".

Le puede interesar leer también Cuatro detenidos dejó un operativo de narcotráfico en Punta Arenas

Los demás ocupantes de ambos vehículos sufrieron contusiones físicas, pero hay otra niña, que tiene Trastorno del Espectro Autista que también está muy afectada psicológicamente.

 El conductor del vehículo, Manuel Víctor Lonconado Garcés, que tendría antecedentes por atropello, manejaba en estado de ebriedad y con drogas quedó en libertad con arresto domiciliario nocturno. Y es por esto que hoy Claudia Culun clama justicia por la vida de su hijo y le pide de todo corazón a la comunidad que la apoye en la marcha que se realizará este sábado 2 de julio a las 17 horas, en la esquina del santuario María Auxiliadora para llegar a Colón con Bories.


“Mi hijo jugaba a la pelota, era un niño activo y le quitaron todo. Ahora debe aprender a comer, a caminar. Le quitó todo, a todos nosotros. Yo tengo mi alma partida, ya no tengo más lágrimas para derramar (…) Por eso le pido a la gente que me ayude. Me duele ver a mi hijo llorar en las noches de dolor porque le duele su guatita, porque no me puede abrazar (…)”.

Aunque intenta mantenerse fuerte, Claudia que no se separa de su niño, llora y pide justicia: reclama que Manuel Víctor Lonconado Garcés sea enviado a prisión preventiva.

Mira la noticia completa acá:


TEMAS