13.1 C
Punta Arenas
jueves, 29/02/24

Un magallánico creó una tecnología médica 3D que será llevada al espacio por la NASA

Se trata de Claudio Soto Ángelo quien con material antimicrobial revoluciona la medicina.

Médico de profesión, especialista en medicina física y rehabilitación y magíster en innovación, es solo parte del currículo que antecede a Claudio Soto Ángelo. Según cuenta, su pasión por la medicina lo llevó a crear, junto a su socio Andrés Acuña Velásquez, materiales antimicrobiales para tecnología 3D que se usa en diversas intervenciones médicas o en prótesis, por dar solo unos ejemplos.

"Nos dimos cuenta que muchos pacientes no podían reinsertarse laboralmente por infección cutánea en prótesis de amputados. Y ahí encontramos un nicho que es muy importante, que es la impresión 3D. Entonces pensamos: oye qué pasa si podemos modificar los materiales y generamos material antimicrobial para impresión 3D que junta estas dos tendencias más la medicina personalizada", recuerda Soto.
En esa línea partió todo, armando asociaciones de trabajo con distintas entidades chilenas y del exterior de las cuales ganaron recursos como de la Universidad de Nebraska en Estados Unidos, gracias a la ayuda de Jorge Zúñiga quien trabaja en dicho centro educativo que les permitió escalar su tecnología médica llamada Copper 3D hasta llegar a la Nasa.

Estos son los filamentos usados en la impresión 3D.

De la tierra al espacio

De acuerdo al médico Soto Ángelo, cuando hay misiones espaciales de larga duración los astronautas se les deprime el sistema inmune y por otro lado hay una exacerbación en la resistencia de los agentes bacterianos. "Por lo que era vital que tuvieran materiales microbiales para impresión 3D, ya que sirve para controlar los gérmenes en estos ambientes hostiles como es una misión espacial".

Instrumentos con impresión 3D usados en cirugías.

Es así como Copper 3D como se llama el proyecto de este magalllánico logró no solo financiamiento de la NASA sino que el próximo 1 de diciembre viajará a la Estación Espacial Internacional en el Space X 29.

"Se van a imprimir unas placas en la tierra y con el material del Copper 3D se le hace un testeo microbial entre otros, de acuerdo a estándares internacionales. Y en el espacio se van a testear las mismas placas y unos kits quirúrgicos básicos en la estación espacial. Luego de eso vuelven a la tierra y se vuelven a testear para ver si no hay diferencia, que es nuestra hipótesis", agrega el especialista.
Este avance médico encabezado por Soto, permitirá que en misiones espaciales de larga duración se pueda reciclar el material y se mantenga libre de bacterias.
El doctor Soto aclara que su trabajo ha sido de la mano de sus colegas y anhela poder traer su tecnología a la región que lo vio nacer y crecer, pues Copper 3D no solo es tecnología para el espacio sino para hospitales y clínicas.

Síguenos en

spot_img

Más noticias

Te puede interesar

Últimas noticias