4 de noviembre de 2022

Residuos de la industria salmonera son utilizados para áreas de salud y alimentos

GEL-X crea un suplemento alimentario para modular enfermedades, un apósito para el crecimiento celular en heridas de piel y una biotinta para bioimpresión 3D para fabricar tejidos.

Hay optimismo en la industria salmonera chilena. Durante el primer semestre del 2022, se han vendido casi un tercio más de salmones y truchas al mundo que en el mismo periodo del 2021, según el Consejo del Salmón de Chile.

Además, y aportando a ese propicio escenario, hoy en día el Centro de Investigación e Innovación Biomédica de la Universidad de los Andes (CiiB) está desarrollando una sofisticada tecnología que aprovecha los residuos del proceso productivo del salmón para transformarla en cuatro productos que impactan al sector alimentario y de la biomedicina.

Dicha plataforma se llama GEL-X y es fruto de años de investigación Fondecyt por parte de la Universidad, para luego centrar el trabajo en investigación aplicada a través de cuatro proyectos Corfo y dos Fondef con el apoyo de varias empresas salmoneras chilenas (Marine Harvest, Inversiones Chacabuco, Caleta Bay, Friosur, Salmones Antártica, Aqua Chile y Fastortho) y tiene como fin crear valor agregado para desechos que actualmente se destinan a alimentación animal, aportando a la economía circular y teniendo un impacto directo en el medioambiente y la salud de las personas.

LEE TAMBIÉN: Presidente Boric y salmoneras: “Se debe apuntar a un desarrollo que no destruya el medio ambiente”

Productos amigables con el medio ambiente

Por medio de GEL-X se han elaborado cuatro tecnologías, todas ellas en base a material derivado de subproductos de la industria.

El primero es GELCOAT, una cobertura comestible e imperceptible al gusto, visión y olfato para prolongar la vida útil del salmón fresco y con potencial uso en otras carnes de exportación. Hoy en día está en etapa de validación tanto por la industria exportadoras de salmón fresco como de otras carnes.

El segundo es GELFOOD, un suplemento alimentario funcional en base a colágeno marino que junto con su calidad nutricional busca modular algunas enfermedades metabólicas como la diabetes e hipertensión.

Luego está GELSKIN, un apósito biocompatible que proporciona soporte para el crecimiento celular y de tejidos para heridas de piel complejas.

Por último, está GELINK que es una biotinta para bioimpresión 3D de alta resolución utilizada para la fabricación de tejidos que es codesarrollada con Cells for Cells, spin off de la UANDES que es un referente a nivel latinoamericano en medicina regenerativa y en la investigación, desarrollo y comercialización de terapias celulares innovadoras que mejoran la salud y, con ello, la calidad de vida de las personas.

Además, el CiiB UANDES está desarrollando un nuevo biomaterial en base a hueso de salmón para promover osteogénesis en aplicaciones odontológicas.



TEMAS